La música es tuya, es mía y no es de nadie. Es como el aire que respiras ahora mismo, que otros muchos han respirado antes y lo dejaron marchar. La vida es eso y nadie podrá apropiarse nunca de ella aunque lo intente.

Los que defienden el copyright a capa y espada dicen que si no existiera nadie crearía nada. Pero eso no es cierto si alguien no lo hiciera otros lo harían. Porque hay muchos seres humanos que no se mueven solo por dinero. Se mueven por que la vida requiere movimiento y por que saben que dar es también recibir.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s